Y ahí estaba yo, frente a la Puerta de Alcalá, la que tantas veces oí en las canciones de música “para planchar” con la que crecí.

Aquí fue donde empezó mi viaje por Europa. Llegué a suelo Madrileño proveniente de Bogotá. No llevaba mucho tiempo cuando ya notaba la diferencia en el acento, en las personas, en la cultura y hasta en el paisaje.

Allí fui recibido por una amiga Bogotana que hacía mucho tiempo no veía. Ella me dio un primer recorrido por Madrid y me dio las indicaciones necesarias para poder moverme por ésta hermosa ciudad.

Madrid es una ciudad muy grande, sin embargo, decidí recorrerla la mayor parte caminando, y aunque fue agotador – teniendo en cuenta además los aproximadamente 31° en verano – creo que fue la mejor decisión ya que sus calles son bastante acogedoras y la ciudad conserva una arquitectura muy interesante con grandes e imponentes edificaciones.

Tuve la oportunidad de conocer estadios míticos de Fútbol, incluso quedé sin aliento al llegar al increíble estadio Santiago Bernabéu. Vaya que si fue una gran experiencia.

Madrid tiene mucho por conocer, pero sin duda uno de los lugares imperdibles es el Parque de El Retiro. El parque fue creado en 1630, y tiene unas 118 hectáreas de superficie entre zonas culturales, zonas verdes y sendas botánicas adornadas con árboles y acompañadas del cantar de diferentes aves.

La cantidad de turistas en esta ciudad me sorprendió, pues, aunque ya he viajado a otros países en Sudamérica, no había estado en ningún país del viejo continente. Es sin duda una ciudad multicultural – en un instante mientras camino quedo rodeado de personas de diferentes países, escuchando idiomas que jamás había escuchado – y ni que hablar de la gran variedad de comidas y bebidas.

Obviamente, quedé marcado por Madrid, y no sólo por ser mi primera ciudad visitada en Europa, sino por su cultura, por sus calles, por la gente, por su comida, por la tranquilidad que sentí mientras recorrí sus calles incluso en la noche y hasta madrugada. Sin duda la repetiré en una próxima visita “al otro lado del charco”.

Si quieres ver todas mis fotos y mi historia completa en Madrid, recuerda seguirme en Instagram, en YouTube y en mi Fanpage. #vivirviajarysonreír #buenasrutas

Share This